Compartir, , Linkedin, Google Plus, Pinterest,

Imprimir

Publicado en:

Prevén fracaso de precios de garantía para granos y oleaginosas

Mientras el Gobierno busca elevar la producción de granos y leche con fuertes subsidios (precios de garantía) a pequeños productores sin condicionarlos a mejorar la productividad, las importaciones de granos y oleaginosas siguen imbatibles, y así seguirá, advirtió Grupo Consultor de Mercados Agrícolas (GCMA).

Destacó que esto implicaría el fracaso del programa de precios de garantía que la semana pasada anunció el Presidente Andrés Manuel López Obrador para impulsar la mayor producción de maíz, frijol, trigo, arroz y leche.

Refirió que en la última década, aun con diversos programas de apoyo, la productividad promedio por hectárea de maíz en México apenas ha subido de 2.8 a 3.7 toneladas.

El pasado viernes, el Gobierno anunció que buscará elevar la productividad de esos cuatro alimentos en México mediante el pago de precios de garantía, superiores a los de mercado, a pequeños productores.

“Si a los pequeños productores el Gobierno no les exige mejorar los rendimientos, seguiremos importando más y eso implicaría que el programa de precios de garantía va fracasando y más aun con los recursos públicos dedicados que este año serán de 6 mil millones de pesos y que provienen de nuestros impuestos”, advirtió Juan Carlos Anaya, director de GCMA.

“Es importante que los pequeños productores accedan a semillas mejoradas, paquetes tecnológicos con asistencia técnica para incrementar la productividad y con ello disminuir las importaciones”, señaló Anaya.

En el 2018 México marcó un récord en volumen de compra de granos básicos, con 35.5 millones de toneladas, un 6.1 por ciento más que en el 2017, y en los que gastó 9 mil 198 millones de dólares, 8 por ciento más, revela un análisis de GCMA.

Sólo en maíz amarillo y blanco el monto de lo gastado ascendió a 2 mil 968 millones de pesos, 14.7 por ciento más que un año antes.

Este pago correspondió a un volumen de 17.1 millones de toneladas (15.8 millones de maíz amarillo), 11.3 por ciento más de las 15 mil 400 toneladas importadas el 2017.

El volumen total de ese grano importado en el 2018 es el máximo registrado.

Los precios de garantía definidos para maíz, frijol, trigo, arroz y leche quedaron entre 5.5 y 45 por ciento más altos respecto a los que rigen en el mercado nacional, siendo el frijol el del mayor diferencial.

El precio de garantía establecido para esta leguminosa fue de 14 mil 500 pesos por tonelada, un 45 por ciento más del valor de mercado promedio, de 10 mil pesos, y el beneficio lo recibirán agricultores con menos de 5 hectáreas y que produzcan hasta 15 toneladas.

El pago de esos precios será entregado a partir de febrero en siete centros de acopio que serán abiertos en Zacatecas y tres en Durango.

Pero ni éste ni los otros alimentos beneficiados con mayores precios pagados fueron condicionados a una mayor productividad.

Anaya, así como el Consejo Nacional Agropecuario y comercializadores de granos anticiparon también que, de no establecerse estrictos controles en la entrega de los precios de garantía, esto generará fraudes como ocurrió en la Conasupo. (La Verdad)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.