Compartir, , Linkedin, Google Plus, Pinterest,

Imprimir

Publicado en:

Sistema de riego solar

El riego solar es una técnica que produce agua destilada con radiación solar a partir de la colocación de una botella de plástico con agua a unos cuantos centímetros de la planta y a una profundidad de 30 centímetros, esta botella se tapa con otra más grande que la cubra completamente para que la humedad condensa baje por las paredes interiores y caiga en forma de goteo solar a la tierra.

Es un sistema que atrapa el agua evaporada de la tierra y del depósito que hay en el interior gracias a la energía solar, tiene doble función porque de noche recoge también cierta cantidad de rocío.

El sistema permite ahorrar enormes cantidades de agua para el riego con agua de calidad, se calcula que el riego solar puede reducir las necesidades de agua de riego hasta 10 veces comparado con otros sistemas tradicionales de riego.

En su fabricación emplea un material abundante y fácil de obtener como botellas PET, en concreto dos por planta. Una de las botellas tiene que ser de 5 litros y la interior puede ser de 1-2 litros, se puede usar en el ámbito doméstico o profesional. Requiere poco mantenimiento, solo reabastecer de agua el depósito cuando sea necesario y arrancar las malas hierbas del interior.

Ante la polémica generada por las dudas sobre la posible contaminación del agua por parte de las botellas de plástico, también se pueden usar botellas de vidrio aunque es más complicado.

El sistema se coloca junto a la planta que se quiere regar, se recomienda colocar alrededor hojas secas o paja para mantener la humedad del suelo y conseguir que el sistema de destilación solar sea aún más eficiente.

Al ser los materiales tan fáciles de conseguir, esta técnica puede ser muy fácilmente empleada en países pobres con prolongadas estaciones secas e incluso en las zonas desérticas con acceso a alguna fuente de agua dulce o salada.

El mantenimiento del sistema de riego por goteo solar sólo requiere de la reposición de agua en la botella pequeña cuando sea necesario. Los beneficios de este sistema son entre otros son, ahorro de agua, tiempo y dinero, evitar el uso de agua contaminada, lo que lleva a obtener verduras más sanas y con mejor sabor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *